La actual Unidad de Postcosecha se creó en 1997 en el Centro Regional de Investigación INIA La Platina, Región Metropolitana, para responder a la creciente demanda de investigación en un área estrechamente ligada al perfil exportador de productos frescos de nuestro país.

La especialidad de Fisiología y Tecnología de Postcosecha es esencial para lograr avances orientados a mantener la calidad y condición de dichos productos frescos, contribuyendo al desarrollo de nuevos mercados en el extranjero. Por este motivo, se ha visto la necesidad de potenciar las capacidades mediante alianzas estratégicas con centros de investigación y desarrollo a nivel nacional e internacional.